24 – Janis Joplin, el patito feo

janis pearl cover

Janis Joplin and Full TIlt BoogiePearl. Columbia, 1970

“No será nuestra vida un túnel / Entre dos vagas claridades? / O no será una claridad / Entre dos triángulos oscuros? / O no será la vida un pez / Preparado para ser pájaro /  La muerte será de no ser  /O de sustancias peligrosas?” Pablo Neruda

Los primeros días de octubre de 1970 estaba Janis con músicos, productores y técnicos en los estudios Sunset Sound Recorders de Los Angeles, acabando de dar los últimos toques a lo que sería su cuarto y último  Lp, el primero que hacia junto a los canadienses de la Fult Tilt Boogie Band, el grupo de apoyo que había sustituido a la Kozmik Blues Band y con los que llevaba poco mas de un mes trabajando. Ese sábado de otoño no había sido un buen día para Janis, su novio -el futuro escritor Seth Morgan, pero por aquel entonces un simple estudiante de Berkeley de 21 años que trapicheaba con coca y ‘caballo’- le había prometido que la visitaría en el estudio, pero alguien la llamo para contarle que el tío estaba jugando al billar con otras mujeres, y por supuesto no acudió a la cita. Estaba realmente jodida, triste y deprimida, y antes de que pudieran grabar la voz de Buried Alive In The Blues – un tema que se incluiría como instrumental en el álbum porque Janis no llego nunca a terminarlo- Joplin se hartó de estudio y se largó. Ella y Ken Pearson, el organista del grupo, se fueron a tomar unas copas al Barney’s Beanery de Santa Mónica, y pasada la media noche volvieron al Landmark Motel donde se alojaban. Tras despedirse de Ken y meterse en su habitación, Janis volvió al vestíbulo del motel buscando cambió de cinco dolares para comprar tabaco e intercambió unas frases con el recepcionista, que más tarde diría que la chica  parecía totalmente normal y que ni la había reconocido. Sobre lo que sucedió a continuación, y, sobre todo, de como consiguió la heroína que le provocaría la sobredosis, se manejan muchas hipótesis. Pudo habérsela dado su novio, aunque es difícil de creer cuando se supone que por aquel entonces Joplin estaba en otra de sus fases de ‘desenganche’, y además parece ser que ese día no se vieron. La cuestión es que Janis tenia una papelina de cincuenta dolares de una heroína que superaba en mucho el nivel de pureza habitual de lo que solía consumir (parece ser que ese fin de semana murieron ocho yonkis más por consumir de ese mismo lote). Se metió un ultimo chute de un ‘caballo’ que tenía entre un 60 y un 80 % de pureza, cuando lo normal era que nunca superara un 15%. En los análisis forenses se determinó que no había en su cuerpo ni barbitúricos, ni tóxicos, ni ningún otro tipo de droga (si exceptuamos el alcohol, al que era más adicta que a la heroína), por lo que su muerte se debió exclusivamente a un viaje demasiado potente. La heroína  le produjo una depresión del sistema respiratorio, por lo que, básicamente -y muy probablemente ya totalmente inconsciente-, terminó ahogándose en sus propias secreciones. A la mañana siguiente John Cooke, el road manager de la banda, se alarmó al ver que no se presentaba a la sesión de grabación, el domingo 4 de Octubre de 1970, y después de intentar sin éxito contactar con ella por teléfono, se fue al motel, rompió la puerta de la habitación y se la encontró muerta.

En una última burla a la muerte, que como todos los yonkis sabía que la acechaba carroñera, había dejado un fondo con casi 2000 dolares para que sus amigos The Grateful Dead -otra broma macabra: los muertos agradecidos de su amigo Jerry García amenizando su ‘partida’- celebraran un fiesta por su funeral. El evento congregó a mas de doscientos amigos, y en lugar de comer bocadillos de fiambre para aligerar la pena lo hicieron al estilo California años 70, con  bandejas repletas de brownies de hachís.

janis1

Janis Joplin nació en Port Arthur, Texas, el 19 de enero de 1943, hija de Seth y Dorothy, y tuvo dos hermanos menores, Michael y Laura. Los Joplin percibieron desde que era una niña que Janis  necesitaba más atención que el resto de sus hijos: “era infeliz y se la veía insatisfecha”, pero al parecer hicieron poco por ayudarla. Al contrario, cuando comenzó a tener amistadas ‘peligrosas’, a beber y a tener problemas con las drogas, o a adoptar una actitud ante el sexo totalmente liberada sin limites de genero, ellos fueron los primeros que le dieron la espalda y se negaron a recibirla. Con la adolescencia engordó mucho y se le cubrió la cara de granos, y la crueldad habitual de los niños hizo que le llamaran ‘cerda’, ‘friki’ o ‘monstruo’, lo que evidentemente no ayudó para nada a su autoestima. Comenzó a relacionarse con marginados, beatniks y pordioseros, incluyendo a negros (recordemos que estamos hablando de los años cincuenta y del sur de EEUU), lo que acentuó todavía mas el odio que sentían sus compañeros de colegio hacia ella, añadiendo a los improperios el más grave que puede escucharse en esa zona de los Estados Unidos: “amiga de los negros”. Los primeros contactos con el blues y el soul -que siempre serían la base de su estilo- los tuvo gracias a uno de sus malqueridos amigos negros, que tenia una colección de discos que incluía artistas como Bessie Smith, Ma Rainey, Leadbelly, Odetta, Billie Holiday y Big Mama Thornton. Con dieciséis años ya se iba de bares con su estrafalaria ‘panda’ a escuchar blues y jazz en directo, y no solo fue en esa época cuando comenzó a imitar a sus dioses negros de la música, sino también cuando empezó a ganarse una reputación de gran bebedora. Joplin se graduó de secundaria en 1960 y más tarde acudió a la Universidad de Texas  para matricularse en unos inacabados estudios de Bellas Artes. El periódico de la universidad, The Daily Texan, le dedico un articulo en la edición del 27 de julio de 1962 titulado “Ella se atreve a ser diferente”. El artículo destacaba con admiración el valor de una joven que, pese a ser marginada e insultada,  tenía el valor para ser y actuar como le venia en gana: “Va descalza, lleva los Levi’s a clase porque se siente mas cómoda,  y su arpa de mano siempre va con ella porque le sera muy útil si le entran ganas de comenzar a cantar. Se llama Janis Joplin “.

janis3

En 1963 dejó Texas para largarse a San Francisco: “sólo para estar lejos de Texas”, dijo, “porque mi cabeza estaba en un lugar muy diferente”. En 1964, Joplin y Jorma Kaukonen -el que sería guitarrista de Jefferson Airplane– grabaron una serie de estándares de blues acompañados por Margareta, la mujer de Kaukonen, que les acompañó usando una maquina de escribir como instrumento de percusión. Fue durante esa primera temporada en California cuando comenzó a darle seriamente a las drogas. La llamaban ‘Speed Queen‘ por su afición a esa anfetamina, a lo que había que añadirle su habitual querencia por el bourbon  Southern Comfort, que la acompañó hasta el día de su muerte. La heroína fue el siguiente, y evidente, paso. En un par de años su estado físico se deterioró tanto que sus amigos la convencieron para que volviera a Texas. Hicieron una colecta y la metieron en un autobús de vuelta a casa.  De nuevo en Port Arthur  intentó ser una ‘buena chica’, llegó a prometerse con un chico serio, de los que van trajeados, no se drogan y tienen un trabajo estable, pero no salio bien.

janis2

En 1966 estaba de nuevo en California y se juntó con el grupo de blues psicodélico Big Brother and the Holding Company. Con ellos lanzaría sus dos primeros discos: Big Brother and the Holding Company en el 67, con un exito moderado, y Cheap Trills, en el 68 que supondría la explosión del fenómeno Janis. Fueron años vividos con muchísima intensidad. Actuó en Europa donde causo una fuerte impresión en la audiencia, y no se perdió ninguno de los grandes eventos musicales de la época, a saber: el Festival de Monterrey en 1967 y Woodstock en en el 69. Antes de Woodstock abandonó a los Big Brother para montar otra banda: The Kozmik Blues Band, con la que editaría un disco en 1969. Down on Me, Bye Bye Baby, la estremecedora interpretación de Summertime -probablemente la mejor versión del tema más interpretado de la historia de la música-, Ball and Chain, Piece of My Heart, Try (Just a Little Bit Harder) o To Love Somebody están incluidas entre las gemas musicales de estos tres primeros discos.

En febrero de 1970 Joplin de fue a Brasil con su amiga Linda Gravenites para intentar una vez más salirse de la heroína. En el viaje conoció a un joven cooperante americano llamado David Niehaus con el que se dedicó a visitar el país,  olvidándose de lo que era su vida hasta entonces, ayudada, y mucho, por el hecho de que David no consumía drogas. En una entrevista que le hizo la revista Rolling Stone por teléfono decía que “me voy a la selva con un gran oso beatnik llamado David Niehaus, finalmente he recordado que no tengo que estar en el escenario los doce meses del año, y he decidido ir a profundizar otras selvas durante un par de semanas”. Estaba feliz, pero a su vuelta a EEUU volvió a ‘chutarse caballo’ y David la dejo. Durante esa primera mitad de 1970 cumplió otro de sus deseos: tener su propia banda. Después de haber estado con los Big Brother y tras intentarlo con la Kozmik -que no era más que una reunión de buenos músicos de estudio- consiguió su propio grupo, Fult Tilt Boogie. “Es mi banda. Finalmente, es mi banda!” . Con ellos actuó un par de veces y se metió en el estudio para grabar el que sería su álbum póstumo: Pearl.

Pearl fue diseñado como un escaparate para sus poderosa voz. El tracklist es prodigioso, con una muestra genial de rock, blues, baladas y country. Además de los excelentes músicos de la Full Tilt Boogie -hay que apuntar por cierto que por primera vez Joplin toca con una banda que no incluye vientos- es destacable la presencia de Bobby Womack tocando la guitarra en Trust Me, un tema que compuso él mismo. El disco no tiene un segundo de desperdicio, y es una colección de canciones magistrales donde piezas como Move Over, Mercedes Benz, Cry Baby o Me and Bobby McGhee se elevan a cotas apabullantes en su fuerza y pasión  No hay ni un solo tema que desentone, ni siquiera el inacabado Buried Alive in The Blues suena a que este por terminar, más bien suena a metáfora de lo que podría haber ofrecido Joplin si no se hubiera ido tan pronto.

“En el escenario le hago el amor a 25000 personas diferentes. Luego me voy sola a casa”

Un pensamiento en “24 – Janis Joplin, el patito feo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s